5 Tips para Organizar una Mudanza

5 Tips para Organizar una Mudanza

Mudarse a un nuevo hogar es una de las tres situaciones que causa más stress en las personas (independientemente de los motivos de la mudanza). Aún cuando implique una mejora en la calidad de vida, la concreción de proyectos y el inicio de una nueva vida llena de ilusiones, el proceso suele ser muy engorroso y agotador para la mayoría.

Visto en Google

Para ayudarte a llevar adelante tu mudanza de forma más organizada, de modo que resulte más simple y eficiente, en Idomum te brindamos 5 tips para que tengas en cuenta:

I Estimar bien los tiempos

Cuando no se trata de una mudanza de emergencia o de último minuto, es importante planificar con anticipación para evitar apurones y corridas sumamente estresantes. Una vez que se tiene la fecha de mudanza, lo ideal es comenzar con varias semanas de anticipación para pedir presupuestos a las empresas mudadoras, seleccionar y clasificar las pertenencias y comenzar a organizar el embalaje de las cosas. Tener en cuenta que siempre se tienden a subestimar los tiempos que llevan las tareas y que pueden surgir imprevistos en el proceso. Entonces, el consejo es planear con margen suficiente para mantener la mudanza bajo control.

Visto en ArgenProp

II Seleccionar y descartar

Una mudanza implica renovación y cambio y representa el momento ideal para evaluar las pertenencias y determinar qué es lo que realmente se desea conservar para formar parte del nuevo hogar y que es lo que se va a reemplazar o directamente prescindir.

Visto en Pinterest

No te pierdas ninguna actualización

No descartar los objetos que ya no se necesitan antes de la mudanza genera pérdidas de tiempo y dinero. Al mayor costo por mayor volumen de cosas a trasportar se le agrega el trabajo adicional por embalar y desembalar objetos que están en desuso. O lo que sucede muchas veces es que como son cosas realmente innecesarias, quedan en la caja de la mudanza durante años juntando polvo en un garaje o una baulera. Por eso es importante aprovechar este tiempo de renovación para tomar las decisiones correctas sobre qué es lo que se quiere utilizar en el nuevo hogar.

Visto en Google

Tener a mano un plano de la nueva casa y tener en mente los espacios de guardado puede ayudar a evaluar y decidir cuáles son las pertenencias que se van a conservar (pensando la función que van a tener y donde se van a colocar) y que es lo que no va a ser parte de la mudanza.

II Hacer un inventario previo a la mudanza

Hacer un inventario ayuda a tener un registro de lo que se está mudando tanto para control propio como de la empresa mudadora. Es importante tener en claro y por escrito que es lo que tiene que llegar a la nueva casa.

Visto en Hogar un como

Al realizar el inventario se aconseja también hacer copia de todos los documentos importantes (libretas de familia, partidas de nacimiento, escrituras, pasaportes, DNIs, pólizas de seguro, etc.). Originales y copias deben guardarse en forma separada y llevarse en forma personal.

Para hacer el inventario, se puede realizar una lista escrita o fotografiar o filmar las pertenencias.

III Preparar los materiales para embalar y transportar

Una vez que se tiene en claro el volumen de cosas que se debe trasladar en la mudanza es importante contar con anticipación con cajas suficientes. Optar por cajas en buen estado, fuertes, que se puedan cerrar y que no sean demasiado grandes ni demasiado chicas.

 

Visto en Google

Papel de embalar, cartón corrugado, telgopor o viruta de madera para embalaje son imprescindibles para asegurar la mudanza de los elementos más delicados y frágiles. Si bien la mayoría de la gente suele realizar la mudanza empleando papel de diario en lugar de éstos elementos, es importante tener en cuenta que si la vajilla se envuelve en papel de diario, al desembalar, antes de guardarla será necesario lavarla. Todo tiempo invertido en la organización previa a la mudanza es tiempo que se gana al momento de armar el nuevo hogar.

Visto en GlobalBox

Es recomendable tener separado un set de materiales exclusivos para embalar (cutter, tijera, etiquetas, fibras, cinta de embalar, etc.) esto facilitará las tareas y ahorrará mucho tiempo en el proceso de mudanza.

IV Categorizar y planificar la llegada

Generalmente cuando se inicia una mudanza el objetivo está puesto en juntar todo lo que hay que transportar en tiempo y forma, no olvidar ni romper nada. Pero poco se piensa y planifica el momento de desembalar y armar la nueva casa (sobre todo si la mudanza se hace a las apuradas). Darse tiempo, planificar, clasificar e identificar correctamente cada bulto va a facilitar el proceso de mudanza y agilizar el armado del nuevo hogar.

Visto en Pinterest

Para ello, se recomienda (con el inventario en mano) determinar cuáles son las pertenencias que se pueden ir embalando con antelación, cuales son las esenciales para el nuevo hogar, y cuáles son las que se utilizarán hasta último momento.

V Etiquetar e identificar

Etiquetar cada caja (de ambos lados) con lo que tiene adentro, tratando de ser lo más detallado posible. Esto facilita el proceso de desembalaje posterior y ayuda a establecer prioridades sobre qué es lo que se debe desembalar primero. Las cajas con los elementos esenciales para las primeras horas en el nuevo hogar se sugiere identificarlas del resto con un color especial o un distintivo bien notorio.

 

Visto en A Organizarte

Seguir estos 5 tips facilita el proceso de mudanza y reduce el estrés característico. Fundamentalmente porque la organización y planificación hace que nos sintamos en control de la situación y no sobre pasados por ésta.

Ar

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *